≡ Menu

≡ Menu
TESLA 2020 post image

El Tesla Roadster es el nuevo y espectacular modelo que prepara la famosa marca de vehículos eléctricos para 2020. Un deportivo descapotable que acelera más rápido que el impresionante Bugatti Chiron.

Tesla sigue marcando la pauta entre los modelos que se mueven por baterías y ahora acaba de mostrar sus planes para los próximos años. Por un lado, va a lanzar este llamativo deportivo que ha bautizado con el nombre de Roadster y que es un homenaje al primer modelo de la compañía de Palo Alto. Junto a él se preparan un supercamión eléctrico, que anticipa lo que será transporte de mercancías del futuro, y un revolucionario pick-up.

El espectacular descapotable exhibe una línea muy deportiva y dinámica y un interior de cuatro plazas. Lo mejor de este modelo eléctrico es que con él ya se podrán recorrer más de 1.000 kilómetros sin rellenar sus baterías. Es decir, que a bordo del Roadster cruzar la Península Ibérica sin parar, por ejemplo, casi será posible. Actualmente, el Tesla con mayor autonomía es el Model X, un impresionante SUV eléctrico que permite recorrer más de 500 km sin repostar.

Este descapotable es, además, un gran deportivo porque puede acelerar de 0 a 100 km/h en 2,1 segundos, una cifra récord en la industria de la automoción. Una aceleración más rápida que la del espectacular Bugatti Chiron (2,5 segundos) o la del Ferrari 812 Superfast, una de las últimas joyas de la casa de Maranello, que no baja de los 3,0 segundos. Además, con el nuevo Tesla Roadster se pueden alcanzar los 400 km de velocidad máxima.

Este Roadster es un guiño a los primeros pasos de Tesla en el mundo de la automoción, cuando en 2006, tres años después de su fundación, construyó un primer modelo eléctrico sobre la base de un legendario Lotus Elise. El nuevo Roadster ha sido diseñado con un techo de cristal, que se retira completamente, para disfrutar del silencio a cielo abierto.

Sobre el precio, de momento solo hay especulaciones pero desde luego no será barato. Posiblemente supere los 200.000 euros.

La revolución para el mundo del transporte

Otras de las novedades de Tesla para el próximo año es el camión eléctrico y semiautónomo, que tiene 800 km de autonomía incluso a plena carga. Este es un modelo que anticipa lo que será el mundo del transporte de mercancías y pretende poner las primeras bases sobre como se construirán los camiones autónomos, es decir aquellos que se moverán por nuestras autopistas sin conductor. Parece de ciencia ficción, pero no lo es.

Elon Mush, el mandamás de la compañía americana, aseguró en la presentación de estos dos modelos que el Semi Truck entrará en producción en 2019, mientras que el Roadster lo hará en 2020.

Actualmente, Tesla sigue su expansión en todo el mundo, incluida España. Acaba de abrir una tienda propia en Madrid, en la calle Serrano, que se une a la que ya posee en Barcelona. Desde estas dos Tesla Store se pueden distribuir sus modelos actuales, el Model S, una berlina deportiva asistida con piloto automático, y el Model X, un SUV espectacular con puertas traseras que se abren hacia arriba.

Junto a estos, está por llegar el Model 3, el Tesla más asequible de la gama, y que de momento viene despacio a causa de la gran cantidad de pedidos, más de 400.000, que ha recibido la compañía, y cuyas fábricas no dan abasto para satisfacer la demanda. Otro modelo que estará en el mercado en 2019 será el Model Y, un SUV basado en el Model 3 y más pequeño que el actual Model X.

Pero, además, en el horizonte de Tesla y junto a sus berlinas, SUV, deportivos y camión también se vislumbra un pick-up. Esto es, un modelo ‘de trabajo’ con todo lujo de detalles y por supuesto con motor eléctrico. La fecha de lanzamiento de este modelo, de momento, es una incógnita.

Desde que se creara en 2003, Tesla se ha ganado un hueco en el mundo de la automoción, por sus revolucionarios modelos eléctricos, pero también en el mundo de las curiosidades. La denominación de los nombres de los automóviles de la marca que dirige Elon Musk no es casualidad. Para el magnate sudafricano creador de Tesla, los coches de la marca de Palo Alto deberían ser ‘sexys’, además de bonitos, eficientes y deportivos. Así nacieron los modelos S, X y el Y. El problema se lo encontró a la hora de bautizar al modelo E. Desgraciadamente para él, esta denominación, Model E, ya estaba registrada por Ford, con lo cual tuvo que renombrar a su automóvil de acceso como Model 3 (una E, pero al revés).

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies