Moda cómoda, una tendencia que no queremos que pase

Estos últimos dos años trajeron consigo un boom de una moda que muchos queremos que se quede para siempre, la ropa deportiva urbana y cómoda dejó de utilizarse sólo para gimnasios y actividades físicas, pasando a ser un infaltable en nuestros guardarropas, para sobrevivir todos los días de Home Office y estudio desde casa.

La icónica frase de “la moda incómoda” ya no es aplicable en nuestras vidas. Si algo no nos permite estar descontracturados y confortables en nuestra casa, se descarta. Esta temporada 2020, 2021 y, apostamos que la 2022 también se sumará a esta tendencia, brillan los joggers, blusas de algodón, zapatillas y calzas. Por eso, creemos que es infaltable un polerón Nike mujer en nuestra colección.

Esta temporada primavera verano, no es la excepción. La ropa urbana se colocó en el centro de la escena ocupando espacios que antes no nos imaginábamos. ¿Quién pensaba que usaríamos un polerón Nike air mujer en una fiesta o un recital? ¿O alguna vez nos imaginamos salir a un pub con joggers? Bueno, hoy esto es real y ¡nos encanta!

La tendencia del trap

El trap es un género que ganó terreno no sólo en nuestro país, sino en gran parte de Latinoamérica y del mundo. Y en la moda, esto no quedó atrás. El Streetwear fue ganando espacio en nuestros guardarropas, creando looks atrevidos, desafiantes, coloridos, divertidos y, por supuesto, hiper cómodos.

Las zapatillas con alocadas combinaciones se ubicaron en el centro de la escena. Aunque, no nos dejemos engañar, por no ser una tendencia elegante, no significa que no sea lujosa. Prevalecen marcas que lejos están de ser económicas. Por suerte, se viene el Cyber Monday en Chile, y si ingresamos en nuestras tiendas favoritas, veremos que esto es verdad.

En el Streetwear no es extraño ver modelos con zapatillas deportivas combinadas con una blazer ancho y suelto. O joggers con accesorios brillantes. Es que este tipo de tendencia es totalmente versátil y mezcla la cultura de calle, el rap, el trap y la necesidad de mostrar un mensaje y una personalidad a través de la moda.

Es un estilo que busca lo osado, haciendo competir la comodidad con la ostentosidad. Pero, si no somos de los que amamos resaltar, podemos incursionar en esta tendencia sin necesidad de caer en los brillantes colores. Una prenda clave y sobria, por ejemplo, será un buen polerón negro o zapatillas blancas.

La clave que lo diferencia de otros estilos, son las marcas. Nunca antes fue tan relevante mofarnos de la cultura de los logos. Polerones Nike mujer negro, joggers Adidas, chaquetas fila, cuanto más grande y visible su insignia o slogan, mejor.

Pero, el sello de este estilo, es, sin lugar a dudas, las zapatillas. Aunque no cualquiera. Son las zapatillas con historia, con nombres detrás. Las Nike Jordan son un buen ejemplo de esto, o las reversiones de modelos clásicos como las Nike Air Force.

Estilo Comfy, elegante y relajado

Como hemos visto, si bien no es indispensable llenarse de colores, el estilo Streetwear es una tendencia más bien osada. Durante esta pandemia vino acompañada de otra corriente hermana, el estilo Comfy. Modas bastante diferentes, pero, que siguen como bandera la misma premisa: la comodidad, ante todo.

Este estilo, es una versión más sobria y relajada del modelo urbano. Es un estilo casual e informal que logra adaptarse a cualquier situación. Podemos definirlo como una tendencia todo terreno, confortable tanto para estar en casa como para salir a la calle.

Además, tiene un punto que amamos. La ropa que se utiliza en este estilo, está pensada para adaptarse a todos los tipos de cuerpos. Son prendas sueltas, lejos de ser entalladas al cuerpo. Y, en esta temporada de calor que está llegando, prevalecen las telas suaves y frescas.

Lo ideal es que permite mezclar un blazer con zapatillas, o jeans sueltos y rotos con unos buenos zapatos. Los accesorios son los protagonistas que, junto con una buena combinación de colores, lograrán que consigamos un estilo chic y glamoroso, único y súper cómodo.

Las prendas infaltables para lograr este estilo son:

  • Sudaderas y polerones oversize.
  • Joggers
  • Vestidos amplios a media pierna o maxi vestidos
  • Pantalones palazzo y flar
  • Blazers
  • Poleras lisas o con algún estampado
  • Poleras con hombreras
  • Jeans sueltos o mom jeans
  • Zapatillas
  • Tenis blancos
  • Sandalias planas
  • Botines

Estilo Homewear, como los pijamas

Otra tendencia explosiva de estos dos últimos años, fue el estilo Homewear. Una moda nacida para estar en casa en estos tiempos de encierro, con looks frescos, pensados para sentirnos cómodas. Las principales características son materiales flexibles, blandes, suaves y con talles XXL.

Con el calor, las telas más usadas son satén, seda y algodón. En los meses de invierno prevalecieron el polar y el terciopelo. Los colores estrellas en estas tendencias son los cafés los pasteles grises y azules.

Siguiendo con la línea que veníamos observando, es ropa holgada, relajada, que nos de libertad de movimiento manteniendo estilo y confort. Al fin y al cabo, se define como ropa de entre casa, pero apta para salir a la calle.

Las prendas que no pueden faltarnos en esta temporada primavera-verano para explotar este estilo son, camisones de seda con finas tiras, pantalones culotte, anchos y por encima de los tobillos, monos y pijamas (claro que no nos referimos al pijama que usarás en la cama, sino a conjuntos de dos piezas, relajados).

Cómodo, relajado y fresco

Tres premisas son las que predominan en estas temporadas: Usemos lo que usemos, elijamos lo que elijamos, la comodidad es la prioridad. Sentirnos frescos y relajados con nuestra vestimenta es una obligación. Basta de ropa ajustada e incómoda, ya está demostrado que podemos usar ropa suelta y vernos elegantes o formales.

Tanto el estilo Stretwear, como el Comfy o el Homewear persiguen lo mismo: hacernos sentir confortables, sintiéndonos bellas y finas. Al fin y al cabo, nuestra vestimenta tiene que ser tan maleable como nuestros hogares: adaptables para convertirse en opciones de descanso, de trabajo o de estudio.

Era impensado tener un mismo conjunto apto para tomar un café en el sofá mientras vemos una serie, o tener una videoconferencia con inversores. Por suerte la moda también se adapta a los tiempos y las circunstancias, y aquí estamos, usando un polerón en una reunión de trabajo, o un jogger combinado con un blazer. Todo es posible, sólo una cosa no es válida: no estar cómodas.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on skype
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Más contenido en YB