≡ Menu
≡ Menu
ENTREVISTA ISAAC PACHÓN post image

Isaac Pachón (Badalona, 1978) es un escritor de relatos y artículos, que comienza a hacerse un nombre desde que autopublicara su primer libro en solitario ‘Cosas que escribí mientras se me enfriaba el café’. Y es por esto que en YellowBreak hemos querido charlar con Isaac sobre el mundo de la autopublicación y sus secretos.
¿Cómo decide uno autopublicar su obra?

Pues valorando las opciones de publicar con una editorial que trabaje para el escritor. Hoy día hay infinidad de “editoriales” que publican tu libro y con ello hacen realidad “el sueño de tu vida”. Yo no buscaba eso, para mí escribir y publicar va por otro lado. No es un sueño sino una realidad que hay que trabajar. Y yo buscaba una editorial que trabajara para mí. Al ver que las opciones editoriales no me convencían (y mira que envié más de 40 correos presentando mi trabajo a editoriales), decidí auto publicar. Y lo hice con todo.

¿Y por qué crees que es tan difícil conseguir publicar con el método clásico?

Las editoriales tradicionales, a mi parecer, están dando un giro a su manera de trabajar y tipo de cliente. Hablamos de editoriales punteras a nivel nacional, la gran mayoría tienen ya su sello de autoedición. El escritor ha dejado de trabajar con ellos, para convertirse en su cliente. La ilusión de los escritores noveles es carne fresca para esta nueva faceta del sector editorial. No digo que esté mal, por supuesto que no, pero si lo que buscamos es promoción y que nuestra obra este visible y llegue a lectores fuera del círculo familiar y amistoso, tendremos que trabajar (y mucho) en solitario.

¿Qué impulsa alguien a arriesgarse a publicar por su cuenta?

Estar convencido de que lo que tú haces puede gustar y puede tener su público, sus lectores en este caso. Yo he confiado en mí y en mi trabajo desde un inicio, si no hubiera sido así ya no me hubiera lanzado, esto no es tarea fácil.

Hace algún tiempo publicaste junto a más autores un libro de relatos que lograsteis que viera la luz gracias al crowdfunding. ¿Por qué no has vuelto a probar de nuevo por esa plataforma? ¿Aquél libro fue tu primera vez como escritor auto publicado?

Aquel libro, de nombre ‘Bárbara, Celia, Mariona y otros cuentos de Barcelona’ fue clave para descubrir cómo iba esto de auto publicar. Junto a Álex, Mark y Laura, todos compañeros del taller de escritura, nos repartimos las tareas y ente los cuatro fuimos aprendiendo los pasos a seguir: correcciones, diseño, maquetación, temas legales,… Yo me encargué de tratar con las imprentas. En cuanto a lo del crowdfunding, cuando tuve claro que autopublicaría Cosas que escribí mientras se me enfriaba el café en solitario, quise hacerlo como lo haría una buena editorial (con esto no quiero decir que el micromecenazgo sea algo de editoriales pequeñas, es una manera muy válida de financiar proyectos, que no descarto para un futuro). Así que puse fecha de salida para la primera edición y crucé los dedos.

¿Cuál es la mejor vía para promocionarse (medios, presentaciones, boca a boca)?

Todas son válidas y no hay que obviar ninguna de ellas. En redes sociales hay que cuidar el contenido de las publicaciones con textos ágiles e imágenes directas, mantener los perfiles activos es importante, publicando a diario o con periodicidad, evitando ser repetitivo en los contenidos. Aquí hay que tirar de ingenio a veces (risas). Facebook te permite publicaciones más extensas, Instagram y sus fotografías permiten de una manera muy visual captar la atención de futuros lectores y permite publicar más a menudo y Twitter, aunque es quizá la más floja de las tres para promover la obra, no hay que perderla de vista. Las presentaciones, aunque pondrán a prueba tu templanza y nervios, son fundamentales para que los lectores conozcan al escritor en persona y, en nuestro caso, poder charlar con los lectores de una manera cercana. También se suelen vender algunos libros, ya que los lectores que ya te conocen vienen acompañados de posibles nuevos lectores. Y aquí sin quererlo ya he hablado del boca a boca, que tanto en persona como en redes es la clave del éxito de cualquier publicación sin medios potentes para la autopromoción.


¿Cómo es todo tu proceso tras tener tu libro listo para publicar? ¿Lo haces todo solo o recurres a algunos profesionales?

Entiendo con “libro listo para publicar”, el montón de páginas en formato Word. Como te comentaba mi trabajo no es ni más ni menos que el que haría cualquier editorial seria. Corrección de textos, diseño de portada e interiores, maquetación y temas legales para que estos libros se puedan vender en librerías. Sería muy osado por mi parte y dado mi poco conocimiento en ciertos temas hacerlo todo yo solo, con lo cual contrato servicios externos. En mi último libro Buscando el lado frío de la almohada las colaboraciones han sido clave, ya que es bueno entenderse bien y que los profesionales que han de trabajar en el libro capten rápido tu idea. Luis Cuevas fue el diseñador gráfico, Javier Rubín Grassa el ilustrador y Autorquía se encargó de las correcciones de estilo y ortotipográficas. Después, una vez publicado me encargo yo de todo lo demás, tratar con librerías, distribución, envíos, redes sociales, publicidad, promociones,… y un largo etcétera (risas).

¿Has pensado en alguna ocasión en hacer talleres o charlas para ayudar a los autores que dudan en dar el salto al mundo de la auto publicación o a los que no consiguen buenos resultados en ese mundo?

Me gusta asesorar y dar mi punto de vista según mis experiencias, de hecho ya lo llevo a cabo con mi círculo más cercano y me han invitado a alguna charla sobre este tema. Pero de ahí a convertirme en un gurú o un divulgador de la autopublicación queda un trecho. Es más, espero algún día dejar de autopublicar.

¿Cuál es tu secreto para ser tan productivo como autor indie?

Podría definirlo con una sola palabra: perseverancia. Ser constante, ser perseverante, a la par que profesional, es mi secreto mejor guardado. Presentarte a las librerías de una manera educada y humilde. Aceptar con resignación que muchas no acepten en sus estanterías libros autopublicados e intentarlo de nuevo en la librería número dos de tu lista. Y así hasta que terminas la lista y vuelves a enumerar otra. Nunca hay que bajar la guardia y estar abierto a cualquier propuesta interesante, una cosa te lleva a otra y te hace seguir creciendo. Creer en tu proyecto, en tu obra y defenderla a capa y espada. Nadie lo hará mejor que tú.

Buenos consejos de Isaac Pachón, un magnífico escritor convencido de que su obra puede interesar a un público más amplio, y desde YellowBreak no podemos hacer más que darle la razón ¡Suerte!